El Jaguar Mágico en la América Precolombina (1° parte: Argentina)

En Argentina es la Cultura Aguada la que mejor expresa el contenido mágico-religioso del “complejo felínico”, tal como se denomina en antropología a las representaciones del jaguar como  “otorongo” (vocablo  quechua: que haría  referencia al jaguar en su dimensión sobrenatural)
OtorongoEl Otorongo sería  entonces el felino que existe en una dimensión que trasciende el mundo natural y encarna específicos arquetipos de poder y sacralidad propios de las culturas Andinas y Amazónicas Es el mundo de la noche y lo subterráneo; es la visión del inframundo, es el camino del Hombre-Jaguar, (el camino del chamán hacia su  transformación felínica que la dará el poder de “ver” en la oscuridad, de percibir lo invisible)
Intimamente relacionado con la ingestión ritual de alucinógenos (cebil o Anadenanthera.) y el éxtasis visionario, la presencia del jaguar mágico; parte hombre, parte animal, en una dimensión trascendente, aparece como un motivo profusamente  representado en la cerámica de la Cultura Aguada

En algunas representaciones desaparece lo antropomorfo (forma humana) y la cola del jaguar se transforma en una segunda cabeza de fauces devoradoras

uturunko En otros diseños de la cerámica, la figura humana, ahora felinizada (cabeza de felino) parece dominar al animal sujetándolo

Otras veces son dos  felinos los que aparecen atados  a un simbólico bastón de mando expresando tal vez el mundo dual en que se mueve el otorongo

En  otros momentos  la forma del animal comienza a tomar aspecto de dragón y aún de serpiente (de allí que se denominaran “draconiformes” a las representaciones)
Y en todos los casos las cabezas parecen agigantarse y los colmillos crecen hasta dimensiones desmesuradas, evocando, junto con las garras también destacadas, el poder felínico para desgarrar, horadar, devorar; reflejando de alguna manera el pavoroso poder de una naturaleza cruenta que sin embargo destruye para dar vida, y  devora para engendrar y   es capaz de hacer de la frágil humanidad del hombre un ser nuevo lleno de poder, porque ese hombre fue capaz de descender hacia la oscuridad y el terror del inframundo (cuya entrada  guarda el otorongo)  para regresar desde allí con su  nueva capacidad de ver , (así como el jaguar ve en la oscuridad de la noche, el chaman ahora  percibirá  lo invisible y podrá guiar a su pueblo por el camino sagrado)

Entonces el Jaguar mítico se nos aparece como  un ser mágico que vive en el mundo de los poderes de la naturaleza y enseña  a los hombres un camino de poder . Todo a lo largo de la América Precolombina diferentes pueblos y culturas  entraron en contacto con este arquetipo de poder y lo representaron en sus cerámicas, sus monumentos , sus tallas y sus pinturas: caracterizándolo de diferentes maneras ya que el Gran Jaguar,  como un camaleón cósmico, es capaz de tomar diferentes aspectos, cambiando de formas hasta incluir otros seres en su propia imagen . Pero esto lo veremos en los próximos post

————————-

fuentes:

“Arte, estructura y antropología” – (Análisis de figuras duales y anatrópicas del NO argentino) Ediciones Nueva Visión-1974-

Alberto Rex González-

————

http://www.otorongo.com.ar/

————-

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s